Etiquetas

domingo, 21 de agosto de 2016

Capítulo 33: Electus

Confusión era lo que reinaba en aquella sala.

-Primero Michelle y Aura miembros de Pax Universalis y cambian de bando hacia el nuestro, luego tú, Naryam, mi prima, también eres miembro de Pax Universalis y estas dispuesta a luchar contra nosotros. ¿Alguien me puede explicar lo que está ocurriendo?- dijo Noelia con un caos en su cabeza difícil de resolver.

-La historia es larga- dijo Aura.- El día en que la Tierra fue destruida fuimos secuestradas y nos amenazaron y dieron falsas promesas para unirnos a Pax Universalis. No nos quedó otra.

-No es así- dijo Naryam.- No nos amenazaron.

-Si no nos uníamos moriríamos- dijo Michelle.

-Y no nos hicieron promesas falsa- seguía Naryam a pesar de la interrupción de Michelle.- Yo creo en lo que nos prometieron, una forma de recuperar la Tierra y con ella todo ser que pereció en él en el momento de su destrucción.

-Naryam, ha pasado mucho tiempo desde que nos dijeron eso y aún no sabemos nada del método en el que podamos restaurar el mundo. No son de fiar- dijo Aura con gran confianza en lo que decía.

-Eso es verdad, pero el momento en que nuestro mundo vuelva está cerca, lo sé, lo presiento- dijo Naryam.

-¿Y vas a luchar contra tus amigos por una corazonada?- preguntó Aura.

-No solo por una corazonada, también porque creo en la lucha- dijo Naryam.

Estas palabras provocaron un silencio en la sala. Noelia dio un paso al frente y dijo:

-Naryam, sé que no nos llevamos especialmente bien. Que nos hemos peleado muchas veces en la Tierra. Pero somos primas. Compartimos el apellido Electus. Tenemos la misma sangre. A pesar de todos nuestros roces, siempre he pensado que en caso de peligro verdadero, de una amenaza mayor, podríamos confiar la una en la otra. Somos familia.

-Noelia…- dijo Naryam.- Yo también pienso eso… o más bien pensaba. Creo que Pax Universalis hace algo bueno por el universo y estoy dispuesta a luchar por dicho propósito. No quiero luchar contra ti, ni contra Aura, ni contra Michelle, ni contra Emily. Pero si os enfrentáis a Pax Universalis, no me quedará otra que enfrentaros.

-Si esa es tu decisión prepárate para la lucha, no pienso que nadie nos frene, hoy la vida de Leo está en juego- dijo Emily con mirada al suelo, dispuesta a hacer todo por Leo.

-Emily…- dijo Naryam sabiendo el amor que ella sentía por Leo.

-Emily, esta lucha es mía, es mi prima. Que sea una lucha entre Electus- dijo Noelia, decidida a luchar hasta que Naryam entre en razón.

-No hace falta que luche nadie contra mí- dijo Naryam.- Sois cinco contra una. Me rindo, hoy no nos enfrentaremos. Pero si nos volvemos a cruzar  ten por seguro que toda palabra sobrará.

Tras esto, Naryam invocó un portal oscuro por donde regresaría a algún lugar alejado de la batalla.

-Si es lo que quieres, lo tendrás. Espero que cambies de opinión- dijo Noelia para despedirse de su prima.

-Y una última cosa Noe, ten cuidado, no quiero que mueras a pesar de que seas mi enemigo. Ojalá encuentres a Luis… él siempre te prefirió- dijo Naryam antes de desaparecer.

Noelia no tuvo mucho tiempo para pensar en dichas palabras. Había que seguir avanzando. La Batalla del Castillo sólo había comenzado.

El grupo de Noelia, Emily y Luna había aumentado su número con Aura y Michelle, que aun llevaban el uniforme de Pax Universalis. Empezaron a subir las escaleras. Sólo hubo un comentario que hizo Michelle en todo ese trayecto, un comentario que Noelia, Emily y Luna no paraban de dar vueltas.

-Hay un espía de Pax Universalis dentro de los rebeldes, no sabemos si esta en vuestro grupo o si esta en otro grupo. No sabemos ni como se llama. Solo lo sabemos porque Saix, el mayor hijo de puta de Pax Universalis lo dijo en la reunión para preparar esta batalla. El espía es uno de sus aprendices. Hay que tener cuidado.

Al final de las escaleras había una puerta abierta, donde en la parte superior del marco ponía ‘Sala Principal’. Una vez entraron vieron una gran sala con muchas ventanas y decoración excesiva. Esa sala debía de ser donde se producían los bailes o las reuniones con mucha gente. 

Al otro lado de la sala, una puerta, en cuya la parte superior ponía ‘Ala Este’; de ahí vendría Demi, Sue y Selene tarde o temprano. En la pared de abajo, otra puerta se encontraba con el letrero de ‘Gran Recibidor’. Seguramente esa puerta llevaría a la gran puerta cerrada que se encontraba en las escaleras del recibidor. Otra puerta se hallaba enfrente de ésta que tenía un letrero donde ponía ‘Torres’.

La sala estaba llena de gente, y lo que ocurría, era sorprendente.

Heia, el ángel, oficial de Aura y Michelle, atravesaba con su arma a Wei, quien había escapado para informar de la traición. Wei, la guerrera de las mil técnicas, había muerto.

Mientras, Selphie, el destello, aquella que atacó Lugar Rencuentro semanas atrás bloqueaba a un miembro que aún no habían visto de Pax Universalis, aunque Aura si lo reconocía como Axel el domador del hielo. Selphie también bloqueaba a Lea, el domador de fuego, y su aprendiz Blade, a quien Noelia ya se había enfrentado.

Xavier, aprendiz de Selphie, se había quedado de piedra por lo que estaba aconteciendo en la sala, de la manera de actuar de su oficial y su amante.

Wei cayó al suelo y desapareció. Selphie y Heia retrocedieron y se pusieron junto al grupo de Noelia.

-Tranquilas, son mi oficial y una oficial amiga. Están de acuerdo a la traición siendo ellas las que lo habían organizado todo- dijo Michelle para tranquilizar a Noelia, Luna y Emily.

-Selphie… ¿por qué…?- decía Xavier en voz baja.

-Brian, únete a nosotros, lucha por la Tierra- dijo Aura.

Ante este nombre Emily y Noelia se sorprendieron. Es verdad que Xavier y Brian se parecían mucho, pero la actitud de ambos era totalmente diferente.

-NO ME VUELVAS A LLAMAR CON ESE NOMBRE- dijo Xavier con gran enfado al escuchar su antiguo nombre.- BRIAN MURIO CUANDO LOS REBELDES MATARON A ROSE Y HECTOR. YO SOY XAVIER.

-Xavier, Pax Universalis no hace el bien. Por favor, ven conmigo, te quiero- dijo Selphie con la esperanza de que Xavier cediera.

-Has preparado una traición y no me dijiste nada- dijo Xavier.- No me dijiste nada porque no confiabas en mí. Sabes que soy demasiado fiel a Pax Universalis. Y todo eso es correcto. Selphie, yo te quiero, pero no me voy a unir a aquellos que mataron a Rose y Héctor. Si os enfrentáis a Pax Universalis, tendré que acabar con vosotros. Aunque seáis mis amigos de la Tierra. Aunque seas mí amada… Soy fiel a Pax Universalis.

-Entonces te enfrentaras a mi primero- dijo Selphie, dando inicio a un nuevo combate. Selphie contra Xavier. Un combate entre amantes.

Los demás también se acercaron para comenzar el combate.

Cuando Noelia quiso darse cuenta, estaba delante de Blade, aquel con quien se enfrentó en Krinon.

-Yo seré tu oponente- dijo Blade. Él quería enfrentarse a Noelia solamente por Luis. Era su amigo a pesar de sus ideales tan contrarios. Blade solo quería dejarla fuera de combate y asegurarse que viviría un día más.

Por otro lado, Luna, Emily, Heia, Aura y Michelle se enfrentaron a dos de los Doce Guerreros, Axel, el domador del hielo, y Lea, el domador del fuego.

La gran batalla comenzó.